Ruleta

Una cosa que continúa atrayendo jugadores a la ruleta, especialmente en Europa, es la baja ventaja que tiene la casa. La baja ventaja de la casa significa que existe una buena posibilidad de que los jugadores logren un gane decente. La ruleta no es solo un juego emocionante de jugar sino que realmente es fácil de aprender. De hecho, la mayoría de nuevos jugadores tienden a empezar su carrera de casino jugando ruleta. Ha habido cientos de películas que presentan personas jugando este juego, lo que ayuda a aumentar su popularidad. El problema con la ruleta es que ganar con regularidad es realmente más difícil de lo que la mayoría de personas tiende a imaginar.

En el pasado, muchos casinos han sido atrapados amañando sus ruletas, dándole una ventaja mayor a la casa de lo que realmente debería tener. Dicho eso, muchas nuevas leyes para los juegos significan que ha habido una enorme ofensiva en todo el mundo en lo que a casinos respecta. Dicho eso, no se haga ilusiones, el casino sigue teniendo una enorme ventaja de la casa.

Las ruletas europeas son verdaderamente las que ofrecen a los jugadores la mejor probabilidad de ganar, razón por la cual es tan popular en Europa. Por ejemplo, una ruleta de EE. UU. la cual tiene 38 números (0 y 00) le dará a la casa una ventaja de alrededor del 5.3%. Por otro lado, una ruleta europea ofrecerá casi la mitad de esa ventaja a un casino, a solo 2.7%. Esto significa que por cada 100 lances, un jugador ganará de 2 a 3 veces más que si lanza en una ruleta de EE. UU.

Por supuesto, los casinos de EE. UU. se han dado cuenta de por qué la ruleta europea es tan popular y han cambiado la forma en la que estructuran sus ruletas. En la actualidad, la mayoría de ruletas tienen 0-37 en lugar de 0, 00 y de 1 a 37.